06 enero, 2012

ROSCÓN DE REYES

Hoy es Reyes, día de regalos y de muchas ilusiones, sobre todo para los crios. Y yo he recibido un regalo muy especial, y me lo habéis hecho vosotr@s, superar los 100 seguidores es para mí todo un regalo, el mejor que me podías haber hecho. Quiero agradeceros que estéis ahí en cada receta que preparo, con vuestros comentarios siempre positivos, dedicándome vuestro tiempo; pero no solo a seguidores si no a todos los que se asoman a este espacio de cocina, más de 24700 entradas hacen que me sienta muy pero que muy feliz.Y para celebrarlo os he preparado este roscón dulce, coged un cachín estáis tod@s invitados.




INGREDIENTES: (con estas cantidades salen dos)

3 huevos.
200 gr. de azúcar
100 gr. de mantequilla
775 gr. de harina aproximadamente
1 dl de leche
1 dl de agua de azahar (yo utilicé 1 cucharadita de esencia de azahar)
1 naranja
1 limón
1 cubito de levadura fresca de panadería
50 gr. de almendras fileteadas.
Frutas confitadas.

PREPARACIÓN:

Se pone en un cuenco 75 gr. de harina en forma de corona y se coloca en el centro la levadura. Calentamos la mitad de la leche y vertemos sobre la levadura de manera que se disuelva bien y después vamos incorporando la harina hasta formar la bola. Se pone en un cuenco lleno de agua templada para que fermente durante unos 20 minutos.

Mientras tanto, colocamos en un recipiente la harina restante, formando un círculo. Echamos en el centro 2 huevos enteros y la yema del tercero, el resto de la leche, las cáscaras de cítricos ralladas, el agua de azahar, el ron y el azúcar.

Amasamos bien y añadimos ahora la bola de la masa reservada, volviendo a amasar bien mientras se agrega la mantequilla ligeramente ablandada.

Dejamos reposar la masa cubierta con un paño, en lugar templado, hasta que doble su volumen (unas 6 horas aproximadamente). Volvemos a amasar y dejamos reposar unas 3-4 horas más.

Se forma el roscón y se pone sobre la bandeja del horno (que habremos cubierto con papel vegetal), dejando que suba otra vez. En el hueco del roscón colocamos un aro o un vaso, le pondremos una tira de papel vegetal entre el vaso y el roscón.




Batimos la clara de huevo restante con una cucharada de agua, pintando con ésta el roscón y lo adornamos con las frutas, azúcar remojada y las almendras.

Para el azúcar echamos en un bol unas 3 cucharadas de azúcar, añadimos unas gotas de agua y removemos con los dedos para que el azúcar se humedezca.

Se introduce en el horno, previamente calentado a 200º durante unos 25 minutos.




Lo sacamos y con mucho cuidado quitamos el papel y el vaso, dejamos enfriar sobre una rejilla y listo para disfrutar de un roscón casero fabuloso.

Buen provecho.